Remedios para la reparación

En el marco de la fecha patria de la Independencia, la Dirección General de Cultura la Cámara de Diputados, en articulación con otros organismos, colgó el cuadro de María Remedios del Valle, convirtiéndose en la primera figura de mujer en habitar esas paredes. La ceremonia virtual contó con la presencia de funcionaries y referentes de la comunidad afro, y se reivindicaron las raíces ancestrales y el aporte de “la capitana” a la identidad nacional.

Por Flo Straso

“Estamos emocionadas. Hace años que venimos luchando por visibilizaciones como estas… Soy politóloga y en todo mi trayecto académico no conocí a Remedios; recién la conocí cuando la Checha me la presentó”, dijo Laura Caniggia, Jefa del Departamento de Géneros al inicio de la ceremonia y refiriendosé a Cecilia “Checha” Merchán, secretaria de Políticas de Igualdad y Diversidad. Y continuó: “Da rabia, una rabia feminista, recorrer el edificio legislativo y ver los cuadros enormes de los pasos perdidos con sólo masculinidades hegemónicas; pero esa rabia se convierte en potencia política”. Además, insistió: “La violencia también es simbólica: que nosotras no estemos en las paredes”. 

Estas fueron algunas de las palabras iniciales en el marco del acto que se realizó el pasado 6 de julio en el edificio de la Honorable Cámara de Diputados de la Nación. Transmitido por Youtube, el evento consistió en la colocación del cuadro “La Capitana – María Remedios del Valle” de la artista Gisela Banzer en la sala más importante. Es parte del proyecto “Ahora que sí nos vean” impulsado por Cultura Diputados en articulación con las áreas de género y con el área de cultura y de derechos humanos. Estuvieron en línea importantes referentes de la comunidad afro de todo el país. 

Hacia la raíz

Tras caminar el edificio, las impulsoras del proyecto se dieron con que no había ninguna mujer en las paredes. Y la propuesta se centró en María Remedios para empezar a reparar y compensar el vacío histórico que silenció y ocultó sistemáticamente a nuestros ancestros. Remedios, mujer, afrodescendiente, capitana. Una heroína silenciada por la historia androcéntrica que luchó contra las tropas inglesas para romper cadenas. Ella, invisibilizada como tantas otras mujeres en batalla o que prestaron sus servicios domésticos. 

El acontecimiento es fuertemente simbólico y como dijo Caniggia, refleja un espíritu de época en donde la realidad está cambiando y se torna más representativa: por eso, numerosas referentes de la comunidad afro brindaron su palabra y apoyo, en pos de reconocer estas raíces en la historia de nuestra nación. Se evidencia una intención de girar hacia la diversidad, una diversidad intersectorial, que tiene antecedentes como el “Día Nacional de las/as afroargentinos/as y de la cultura afro”, el 8 de noviembre, día de la muerte de María Remedios en 1847.

“La sonrisa de María (reivindicación)”, de Ana Belén Greco.

Una figura inspiradora

Somos muchas las personas que conocimos la figura de Remedios por fuera de las academias por alguna persona amiga de la historia. Su figura es ícono, fuerza e inspiración para múltiples artistas, como por ejemplo Belén Greco. Ella, fotógrafa de la ciudad de Río Cuarto, nos comparte su obra ganadora en el concurso “Un retrato para María” que se encuentra en el Museo Manzana de las luces en la ciudad de Buenos Aires: el retrato luminoso de una María sonriente y empoderada.

“En esta obra quise reivindicar la imagen de María Remedios del Valle con la alegría de ser reconocida y honrada como madre de la patria, parte de nuestra identidad e historia, puente para el reconocimiento para todes les africanes y afroargentines que dejaron su vida por la libertad. Por eso la representamos sonriente y grata, grata por haber conseguido al fin su reconocimiento” explica la artista cordobesa, y enfatiza: “Desde la espontaneidad de mi modelo y hermana del corazón Jorgelina Weller logramos la imagen deseada que muestra la sonrisa que empodera, la sonrisa de María Remedios del Valle”.

Ella conoció a Remedios hace poco más de diez años en un Encuentro Nacional de Mujeres… Cuenta que reconoció la figura y que tiempo después profundizó en su historia junto a compañeres afro en varias instancias. Greco cuenta a La Luna con Gatillo que ahora “estamos más visibles, se van ganando espacios y ya no pesa tanto decir que una es afrodescendiente, afroindígena o indígena”. 
En esta realidad que encara una larga reparación de siglos silenciados, deseamos que la figura de Remedios se vea en las paredes, en las escuelas, en la obra pública y en los libros de historia. Remedios… Remedios para la reparación.