EntrevistasPensamiento Crítico

Luche como cartonerx

Comparte!

Por: Santy Rodriguez

Fotos: Ezequiel Devia

[responsivevoice_button voice=”Spanish Latin American Male” buttontext=”Escuchar”]

“No romanticemos que un señor que labura juntando botellas de plástico de arroyos contaminados o de zanjas, o trabajando en un galpón de basura, sin condiciones; o lo que es peor, señoras que van con sus hijos a hacer eso, son laburantes. Yo me niego a creer que alguien que tiene que estar en un carro tirando por un caballo, juntando basura, para ganar 30, 40 o 50 Lucas por mes es un trabajador o una trabajadora”

Malena Galmarini, Presidenta de Agua y Saneamientos Argentinos.

En términos partidarios, la política actual históricamente lleva representando intereses muy ajenos a los que la clase trabajadora o la clase más empobrecida viene reclamando históricamente. Más allá de que existieron gobiernos que nos permitieron proyectarnos desde otros escalones en la vida cotidiana la estructuración de las clases sociales nunca cambio. Les pobres seguimos siendo cada vez más pobres, la clase media pude crecer muy lentamente y la clase enriquecida se sigue enriqueciendo cada vez más.

Pero hay que destacar que hay puertas que se nos están abriendo, hay puertas que compañeras y compañeros pudieron empujar a la fuerza para pensarnos también en espacios donde se toman decisiones que impulsan nuestros proyectos de vida. Dejando ver una luz de esperanza para poder ocupar lugares que nos corresponden y que nos pueden permitir recuperar todo lo que nos han quitado a lo largo de los años y poder conquistar más derechos.

Sin embargo hay una clase política de izquierda a derecha que es reaccionaria ante las grandes conquistas de las clases más empobrecidas, y que, declaraciones como la que se leen al principio finamente se acoplan a los discursos de odio que son siempre direccionados hacia las compañeras y compañeros que luchas, resisten y construyen un proyecto de país donde quepamos todes.

En Rio Cuarto las compañeras y compañeros de la FACCyR (Federación Argentina de Cartoneros, Carreros y Recicladores) inauguraron una planta recicladora que permite nuclear diferentes nodos de trabajo distribuidos por todos los barrios populares de la ciudad.

Victoria, Marina, Constanza, María y Francisco son coordinadores, militantes e integrantes de la cooperativa ubicada en esta localidad, quienes nos cuentan sobre el trabajo que vienen realizando en la nueva planta de reciclado y la importancia del reconocimiento laboral para el acceso a más derechos laborales.

¿Cómo comienza el trabajo en la planta?

Victoria- Nosotras estábamos trabajando en diferentes nexos que se encuentran en la ciudad, en total hay cuatro que están ubicados dos en barrio Oncativo, Castelli y el otro en casanova. La idea de tener una planta era para nuclear los diferentes nexos que tenemos y poder trabajar todos juntos en un mismo lugar. Además de mejorar las condiciones en la que trabajamos porque muchos de nosotros trabajamos a cielo abierto o terrenos baldíos.

¿Cuál es la importancia de tener esta planta?

Constanza – Era importante también poder encontramos porque al estar trabajando en diferentes lugares a veces era difícil poder cruzarnos y el poder tener un espacio para además de trabajar poder encontramos con los compañeros y las compañeras.

María – Este lugar es un punto para encontrarnos en conjunto y poder traer el material también de trabajo que se va recaudando en cada nexo de los barrios.

Francisco-  La planta también lo que permite es mayor acopio, el techo permite que el material no se arruine como el cartón, el papel, no se arruine con el agua. Pero sobre todo una de las cosas que nosotros hemos notado es un impacto en los compañeros de tener un techo para trabajar, hoy la mayoría de las unidades productivas laburan a cielo abierto, tienen alguna estructura mínima como para acopiar, pero no tienen resguardo del frío, no tienen resguardo del agua. Tenemos en su mayoría el proceso que une más o menos regionalmente una 100 personas, la mayoría son mujeres y muchas a veces tienen que laburar en el momento que su hijo no están en la escuela o son muy chiquitos y tampoco esos niños pueden estar expuestos al frío, la planta permite que los que vienen a trabajar acá pueden dejar los niños en una zona blanda por decir así o una zona donde hay juguetes, ahí pueden quedarse tranquilos de que su niño está al resguardo del frío o el sol en el verano. La posibilidad de la planta de poder tener la personería jurídica, el espacio y la maquinaria y poder conectarlo lo más directo que podamos con la industria, es muy distinto poder vender tres o cuatro bolsones sueltos a poder vender 60 faros de un material directo, la idea también es saltar intermediarios

¿Porque la importancia de ser recicladora urbana en la ciudad?

Constanza- En principio por el cuidado del medio ambiente y que el día de mañana podamos dejar un espacio más limpio y con otras condiciones para los que vendrán.

Victoria – Por mi parte me parece importante el trabajo que hacemos, toda la basura que se tira en la ciudad pasa por nosotros para poder reciclarla y eso ya es un cambio enorme el que hacemos, por eso es importante reconocer también este trabajo.

Marina- El trabajo que realizamos día a día, cada uno a su forma, es necesario reconocer este trabajo. Es lo que necesitamos, muchos nos dirán cirujas o destratan el trabajo que hacemos pero es como cualquier otro trabajo. Estamos al rayo del sol, o en el frio, bajo la lluvia, nos lleva varias horas y el reciclado de materiales no permite llevar el plato de comida a nuestras casas. Poder reconocer este trabajo es también mejorar las condiciones en las que estamos, su se reconoce un trabajo como el de COTRECO, es necesario también que se contemple el nuestro.

María- Además de que no es un trabajo común, nosotros cuidamos la tierra que llenan de basura, poder llevarnos la basura que se tira es poder darle otro uso para que no se contamine nuestros ríos, nuestra tierra.

¿Es necesario llevar adelante esta organización a los espacios electorales?

Francisco – Totalmente, creo que es estratégico digamos para este sector en  particular, pero también para la economía popular en general. Tener actores en posiciones como funcionarios o en el congreso, en legislaturas, en puestos de toma de decisión, nosotros poder tener una aliada en diputados o un aliado como Juan Grabois pudiendo articular y llevar demandas a los ministerios en Buenos Aires es fundamental para que la voz de todos estos trabajadores. Son lugares donde después se convierte en recursos concretos no solo a nivel nacional, sino por ejemplo a nivel provincial nosotros ahora tenemos a Carlos Andrada que fue electo a legislador suplente por el Llaryorismo y también él es un referente súper importante. Previo a tener este este cargo, pero hoy tenerlo como un actor ahí que se pueda mover representa para nosotros la posibilidad de recursos muy concretos para nosotros, hoy por hoy acá en Río cuarto estamos trabajando sin apoyo alguno de la municipalidad y del gobierno local y los recursos que tenemos son o de desarrollo social de la nación, de la provincia mediante la gestiones la federación en Córdoba, de la cooperativa la esperanza. Es importante cuando esos actores están en posiciones de poder tener una candidatura o de poder lograr un apoyo popular es importante acompañar ya que esa agenda, la nuestra de abajo, no está siempre en el común hoy en día.